Anímese a renovar

15-08-2018 | Un diseño interior debe tener intención y alma, entonces no deben faltar las fotos de la familia, de momentos felices en general. Consejos de una experta.

Al realizar cambios en la casa, oficina u otros espacios, se están haciendo renovaciones en dos líneas, que indican cosas buenas, explica la arquitecta Liliana Becerra Ro.

Una es la parte arquitectónica, “que nos hace sentir que estamos estrenando, como pintar una pared con un color distinto y alegre, cambiar los pisos, las luces, lo cual posibilita la renovación en términos de acabados y produce una sensación agradable, de confort en el campo sensitivo”. 

La otra línea es la sensación que tiene que ver con el espíritu, con la parte más energética, pues cuando uno cambia espacios y elementos del hogar, siente que está también moviendo cosas de la vida. 

Por eso, si una persona siente que está quieta, estancada, hacer cambios puede traerle maravillosos movimientos en su vida.

- Tenga en cuenta que en espacios reducidos, colores fuertes como el rojo pueden elevar la energía de la casa y generar conflictos si viven varias personas allí. Los colores blancos son  ideales para regalar amplitud a este tipo de lugares familiares.

- Recuerde decorar con muebles en proporción con el espacio. Si son pequeños, evite tener muchas cosas o muebles que hagan que dicho espacio se sature. Para que la energía fluya es importante lograr espacios abiertos, combinar muy bien la simplicidad con objetos fuertes que contrasten.

- Permita que cada miembro de la familia tenga su estilo en sus espacios personales. 

  • Comparte este artículo por: